Sembrador de Semillas de Arte

Diseño sin título

La semana pasada en Tenerife tuvimos el lujo de disfrutar de cuatro días de arte, donde se fusionó: la música, la danza, teatro y el circo. Cada compañía desde su estilo nos obsequió el mejor regalo de verano con aroma a salitre del Atlántico.

MAPAS (Mercado de las Artes Performativas del Atlántico Sur) logró enamorar mis ojos y hacerlos brillar, sembró en mi corazón la semilla de querer ser un poquito como cada uno de esos artistas, sembró en mí la idea de: “Si el cielo dentro de muchas décadas me vuelve a mandar a la tierra a vivir entre humanos quiero ser artista”.

Quiero ser artista…

Para tener una historia de amor entre mis tacones de flamenco y las tablas de un teatro, mientras el público se imagina de que estamos conversando, que mis manos sean la causa, de que el viento enamore las notas que suenan de una guitarra.

Quiero ser artista…

Para dejar ideas en la imaginación de otro revoloteando, para hacer brillar los ojos de grandes y de chicos; y en el silencio sentir los corazones de un público mientras ven una historia en el teatro.

Quiero ser artista…

De aquellos que pintan flores, paisajes, personas y abstractas figuras, donde los colores son miles y las interpretaciones infinitas, aquellos cuadros que regalan sueños e ideas, cada una distinta según la persona que lo miran.

Quiero ser artista…

De los que sobre un escenario tienen la capacidad de entrar en el cuerpo de cualquier personaje, aquellos que no aprenden de memoria un diálogo, lo vuelven suyo, lo perfuman con su esencia y hacen sentir a un público que forman parte de su mundo.

Y quiero ser artista porque me encanta…

La sonrisa  grande y la mirada brillante de los que hacen arte.

La trapecista que juega con su cuerpo en el viento.

La bailarina que forma figuras en el aire.

El músico que enamora a su instrumento.

La cantante que acompaña al músico.

Los zapatos que hacen graves tonos al caminar sobre las tablas del teatro.

Las musicalidad de las voces en los guiones de una obra.

el silencio, las pausa e incluso los descansos entre cada escena.

La tranquilidad que se percibe en cada rincón donde se el arte se desarrolla.

Porque el arte, en cualquiera de sus formas y maneras llenan de alegría el cuerpo, el alma y el corazón.

Esa alegría que sube desde la punta de los pies hasta la cabeza, tiñendo de brillos los luceros y dibujando líneas curvas del rostro de un espectador.

#MAPAS2018 #TEATRO #ARTE #DANZA #FLAMENCO #CIRCO #ARTISTA

Anuncios

Música y películas para el alma

You're invited to an

Me encantan las películas, si son antigüas me gustan más, las puedo ver una y otra vez aunque me la conozca de memoria, en muchas escenas puedo recordar los diálogos y la música que los acompaña. Podría decir que “las películas añejas” son como un libro a colores y en movimiento, donde una historia se va desarrollando, en compañía de paisajes y música, que le dan de que pensar a la imaginación.

Es muy fácil escuchar en mi casa: – ¡¿Otra vez verás esa película?! –

Hay películas que son para verlas 1000 veces, porque es agradable la sensación de la sonrisa en el rostro, cuando vemos a Richard Gere agitando un ramo de flores por la ciudad de Los Ángeles mientras grita: “Princesa vivían, Princesa Vivían” ; y Julia Roberts se suelta su cabellera roja, lo espera en las escaleras auxiliares del edificio donde vivía … Y finalmente escuchar… : “Pretty Woman, walkin’ down the street”. (puedo escuchar la misma frase y tararear en mi mente la canción por días enteros).

Es romántico imaginar que todavía hay en el mundo personas que usan el correo convencional para enviar cartas, una por cada momento importante: en tu cumpleaños, en el aniversario o simplemente para decir “P.S I Love You“, lastima que Gerry no se las envió antes a Holly, tal vez después de que ella le quitara su chaqueta de cuero en ese paseo por las montañas de Irlanda, podía incluir dentro del sobre un CD con la canción: “The Galway Girl“.

Sentarse frente a la TV y disfrutar miles de veces una película es enamorarse de la historia, es hacer tuyo los personajes, es que la música y los diálogos entren a tu alma y nutran tu imaginación. En algunos casos, ver nuevamente una película, puede ayudar a salir de tu zona de confort, plantearte la posibilidad que las oportunidades están allí, solo hay que aprovecharlas, como le pasó a Toula con su “Mi Gran Boda Griega“.

¿Cuántas veces como Toula no quisiste un destino diferente, una vida distinta, un nuevo motivo que llene de poesía tus días? – Toula salió de su zona de confort y lo logró, para luego vestirse con su gran traje de novia griega y bailar la música de la tierra de sus padres.

Tengo en el baúl de mis recuerdos una lista extensa de títulos de películas con su soundtrack, muchas veces, para hacer trabajar mi imaginación escribo en mi cabeza distintos finales de películas, o nuevas canciones que cantaran Alex Fletcher y Sophie en “Music and Lyrics” y cuando termino de jugar con mis diálogos y rimas en la cabeza comienzo a cantar: “Way Back into Love” – (La que canta Hugh Grant con Drew Barrymore).

Hay muchas maneras para recargar energías y dibujar sonrisas infinitas en nuestros rostros, para mí son las historias y la música… para ti cuáles son???.

Hasta próximas líneas…

Diálogo con mis Emociones

niño con colores

Se acerca el verano; y los pequeños de infantil pasarán a primero de primaria, mi pequeño aún está en el último de infantil, todavía nos queda un año más, pero de igual forma este año me tocó la bonita tarea de escribir el discurso de despedida para la orla de los niños que pasarán a primaria. Aquí les dejo mi discurso cuento o mi cuento discurso: 

Hace tres años mi cabeza se hizo un verdadero desastre, no sé si era que todavía había mucho calor del verano o arreglar todo aquello… Había mochila, libros, babys, colores!!! , Recuerdos, muchos recuerdos!!!.

Los primeros tres años pasaron muy rápido, ya no gateaba, lloraba pero no como antes y ese verano había dejado los pañales, de repente saber que mi bebé se había convertido en un pequeño me causó mucha nostalgia; y sin darme cuenta una lágrima rodó por mi mejilla, mi pequeño comenzaría infantil.

En ese momento, sentada entre las cosas para el inicio del cole, con mis recuerdos, mi nostalgia y mis lágrimas, como sacado de un cuento, aparece ante mí un pequeño monstruo de color azul.

Yo creí que estaba soñando, tal vez los nervios de que mi niño comenzaba el colegio me estaban jugando una mala broma. Cerré mis ojos y me dije: “estás soñando”, abrí mis ojos, pero el pequeño monstruo azul seguí allí, de pie ante mí, así que le pregunto: ¿Quién eres?.

-¡Hola soy el monstruo de los colores!- me responde

-¿¿¿¿Colores???! Pero si eres azul!

-Soy azul porque tú estás triste, ¿Por qué estás triste? – me preguntó

– ¡¡¡No estoy triste!!! … Bueno puede que un poco, es que mi bebé comenzará el cole- le dije.

– ¿¿¿¿tu bebeeee????!!!! Pero si ya es un pequeño, no es un bebé – el pequeño monstruo empezó a reír muy fuerte – jajajajajajajajajajajaja

Yo al verlo reír comencé a reír también, era muy gracioso aquel monstruito; y como arte de magia cambio su color de azul al amarillo.

-¡¡¡¡viste que si soy de colores!!!! Como te reíste ahora estoy de color amarillo.

-¡¡¡Igual estoy angustiada!!! ¿Y si mi niño se cae en el cole? – le dije

-Se levantará y seguirá jugando – me decía el monstruo.

-¿Y si mi niño llora? – volví a preguntar.

-Su maestra lo consolará- me contestó el monstruo de los colores.

-¿¿¿¿Y cuándo tenga hambre o quiera ir al baño, si me extraña o cuándo pregunte por su papá?????-

El monstruo cambiaba de azul al amarillo, a veces tomaba una tonalidad negra, luego verde, rosa, violeta, en fin, el pelaje del monstruo cambió todos esos colores mientras yo preguntaba.

Después de que terminé de preguntar, el monstruo me contestó:

-Se que estás angustiada y que ahora tienes las emociones desordenadas, pero tu bebé ha crecido y al colegio tiene que ir. Tal vez se caerá, puede que llore, quizás algún día no le guste la merienda. No te asustes si un día, a la hora de la salida, llorando te diga que no quiere volver al Cole, son etapas y todos han pasado por ello.

Tampoco te pongas celosa cuando te confiese su segundo gran amor, pasará, te dirá: Mamá te amo mucho, pero es que a mí maestra la quiero mucho también. Disfruta con tu hijo de esta “Gran Aventura”.-

Ese día, después de esa conversación con el Monstruo de Colores y mis emociones, juntos en familia nos preparamos para la “gran aventura”. Nos fuimos a la cama temprano, a la mañana siguiente nos levantamos, nos arreglamos, los mayores tomamos café y el pequeño un gran tazón de leche con Colacao. Era un gran día y teníamos que estar fuertes!!! .

Fuimos juntos caminando al Cole, al llegar habían muchos niños, las maestras esperaban muy sonrientes dentro de unas clases súper bonitas. Nuestro pequeño estaba un poco asustado, la maestra se acercó, dulcemente le preguntó su nombre, le cogió la mano y nos dijo: ¡Papi, Mami se pueden ir, estaremos genial, en unas horas nos vemos!

Le vimos su carita y un nudo se nos hizo en la garganta: “debemos ser fuertes, no podemos llorar”.

Nos despedimos, le dimos dos besos, un abrazo y nos fuimos. Ya han pasado tres años desde ese día, tres años desordenadamente perfectos. Donde para que te comieras el potaje hicimos muchas veces a la semana arroz a la cubana y para que te lo terminaras te ayudábamos con la cuchara y el tenedor.

En las tutorías, cuando la maestra preguntaba si comías solo, alguna vez dijimos alguna mentirilla: ¡¡¡si, por supuesto come solito y muy bien!!!! .

La verdad ha sido una gran aventura. Hoy celebramos que la has terminado exitosamente y con ilusión nos preparamos para la gran aventura que será primaria.

Ya no estoy preocupada, o tal vez menos que hace tres años, porque sé que pase lo que pase siempre estaremos juntos como una gran familia: tú, papá, mamá y contaremos con el cariño y apoyo del que será siempre nuestro Hogar: Nuestra querida Escuela.

P.D: Una canción que hemos cantado mucho durante estos años  https://goo.gl/1L1vi4

La verdadera Historia de Revas

watercolor-1020509_640

Caminaba cada noche por las mismas calles oscuras de aquella fantástica ciudad, conocía cada esquina, cada rincón y reconocía cada aroma del lugar. Se llamaba Revas, una misteriosa persona.

¿La ciudad?, el nombre de la ciudad es tan misterioso como Revas.

Revas conocía a cada una de las personas que habitaban ese sitio, sabía sus rutinas, donde y como trabajaban, como disfrutaban sus ratos libres, lo sabía todo de ellos, pero nadie sabía nada de Revas.

Quería mantenerse en el anonimato para sus vecinos, no quería que supiesen nada de su presencia. Revas tenía un poder y prefería mantenerlo oculto, creía que si nadie conocía su poder sería mas fuerte,  pensaba que si se daba a conocer entre sus vecinos se debilitaría y su poder se acabaría.

Mucho tiempo Revas se mantuvo en secreto, no se sabe cuanto, viendo desde lejos la vida de los demás, con la esperanza que algún día llegaría el momento de desvelar su identidad y aquel extraordinario tesoro que tenía muy escondido.  ¿Miedo?, ¿egoismo?, ¿inseguridad? , ni Revas lo sabía, pero su anonimato no lo podría mantener por mucho tiempo.

Un día, el cansancio pudo más, no quiso salir por aquellas calles que solía caminar por horas, no quería escuchar la algarabía de los demás, quería mantenerse a parte de los aromas, del ambiente, de los sonidos, aquellos que antes disfrutaba a la distancia. Se sentó a pensar, se preguntaba una y otra vez:

¿Por qué seguía en su escondite?

¿Por qué no hablaba con nadie?

¿Por qué veía a todos a lo lejos?

En su meditación, casi como un susurro escuchó: “Descubre lo que como tesoro guardas y serás mucho más fuerte” , “Comparte tu poder y será infinito” , y lo más importante “Cree en ti mismo y nadie podrá detenerte”.

Revas, dejó su meditación y salio a caminar por las calles de aquella ciudad, comenzó a saludar a sus vecinos, se presentó, dijo que hace un tiempo había llegado a la ciudad, que tenía mucha ilusión de vivir allí y compartir con cada una de las personas que había saludado.

Revas , es “El Sueño” que cada uno tiene en una ciudad que se llama “Alma, Pensamiento y Corazón”, muchas veces como Revas creemos que es mejor no contarlo, no decirlo para que se cumpla, para que no pierda fuerza, pero siempre existirá aquel susurro que nos saque de nuestra meditación y cansancio para recordarnos: “Cree en ti mismo y nadie podrá detenerte”.

P.D: Revas es Soñar en Esperanto, lengua planificada para ser de entendimiento mundial, ya que, en cada una de sus palabras engloba todas las lenguas del Mundo.

es.wikipedia.org/wiki/Esperanto

Mantra de ocho palabras

adult-architecture-athlete-221210

“Paciencia, Camina, Para, Observa, Respira y sigue caminando”. Estas palabras, se las digo cada vez que tengo oportunidad, a las personas que atendemos desde la fundación donde hago voluntariado.

Soy voluntaria y hacer este trabajo me llena de mucha satisfacción y alegría. Las familias beneficiarias de una fundación, sean las razones que sea, están llenas de angustias, incertidumbres, con esperanzas, ilusiones y sueños que desean cumplir lo más pronto posible.

“Paciencia, Camina, Para, Observa, Respira y sigue caminando”. Muchas veces, cuando en voz alta les digo este mantra de ocho palabras, también se lo estoy diciendo a mi razón y a mi corazón. En mis historias en vivo en Instagram, he dicho millones de veces que aunque  no estemos bien, siempre tenemos que decir que estamos genial; y hasta en los días que no me siento “Genial” sigo pensando que esa es la mejor teoría, decir: “Estoy Genial”.

Así que cuando una de las familias, llegan un jueves o un sábado y escuchan mi mantra de ocho palabras, el cual repito en voz alta desde mi pensamiento mágico positivo, que aunque ellos no lo saben también me lo estoy diciendo a mi; y luego miro como sus ojos se recubren con una lámina cristalina que se niega a quebrarse, acto seguido se dibuja una línea curva en sus labios, ese dibujo de sonrisa es el que logra que el vidrio de sus ojos se transforme, en pequeñas gotas de lluvia que se deslizan por sus caras, para luego decir: “Gracias, siempre que me siento triste, vengo a la Boutique y todo lo malo se me olvida”.

“La Boutique”, así llaman a unos de los proyectos que llevamos desde la Fundación, realmente es un servicio de ropero, donde otras familias dejan prendas que ya no usan; y así podemos llenar el guardarropas de otras familias un poco más necesitadas en épocas de Otoño, Invierno, Primavera y Verano.

Al principio, no sabía que al proyecto donde cada semana colaboro le habían puesto ese nombre: “La Boutique”. Un día, por accidente las escucho hablar entre ellas: “Hoy Marta abre la Boutique”, entre risas y sonrisas venían contentas. Así que siguiendo la sintonía del nuevo nombre del ropero: “La Boutique”, les abríamos las puertas diciendo: Llegaron nuevas prendas de la colección Otoño Invierno / Primavera Verano.

Entre risas que se van transformando en carcajadas, escogen prendas de ropa, hablando de las rutinas de sus casas: los niños, el marido, otra vez los sueños, las ilusiones, unas risas y algunos “todo saldrá bien”.

Así los voluntarios, que a veces también tenemos angustias, preocupaciones, sueños e ilusiones por cumplir, nos damos cuenta que solo hay que tener: “Paciencia, Caminar, Parar, Observar, Respirar y seguir caminando” , porque en algún momento llegará la señal esperada y todo cogerá un orden y un cauce lógico para nuestra vida.

Así que ten: “Paciencia, Camina, Para, Observa, Respira y Sigue Caminando” y durante ese proceso convierte cada momento vivido en situaciones positivas y de alegría que sumen beneficios a la cuenta de la Felicidad en tu vida.

Hasta Próximas líneas…

 

 

Azul infinito con aroma a tabaco y café

Su mirada es una conversación sin palabras, es sumergirse en la profundidad de un océano, llena de misterio pero a su vez de sabiduría. Cuántos mares de vida habrá surcado?, Sólo su mirada y sus líneas de expresión lo sabrán: la vida, los años, las horas, los días, los rostros, los besos, las caricias recibidas y no recibidas.

Su corazón y su alma deben ser como un gran cofre, o tal vez como la biblioteca más grande del Mundo, con Miles de historia por contar, millones de experiencias, cada una guardada según la intensidad y pasión que las vivió, cada una dependiendo de las personas que fueron protagonistas.

Protagonistas de historias; y es que cuando tienes millones de días vivido se debe conocer millones de personas, millones de frases, palabras y pensamientos que habrá escuchado, millones de consejos que habrá obsequiado.

Como aquel Capitán de barco que liderizaba una gran excursión océano adentro, así me lo imagino, una juventud llena de trabajo duro cuando el sol despertaba hasta que la luna comenzaba a brillar en el firmamento.

Y digo trabajo duro, por darle un nombre, una definición, pero su mirada denota amor por aquello que hizo. En que estará pensando con cada bocanada de su tabaco?. Cuando cada tarde, a la misma hora, se sienta en el mismo bar y le pide al mismo camarero el mismo tipo de café. Rutinas, recuerdos, proyectos… Sí, proyectos, porque nunca se es demasiado mayor para seguir teniendo sueños.

Quisiera algún día sentarme a su lado, para que me cuente alguna historia de su vida, algún detalle que lo saque de aquel sueño con ojos abiertos, cuando cada tarde en algún bar, de algún pueblo , en algún punto del Universo, el caballero de mirada de azul infinito se sienta a dialogar con su tabaco y café.

Foto: @lacamaraderoberto en Instagram

Relato sobre la vida, sueños, miedos y otras cosas.

background-close-up-desk-958173 (1)

La vida es más bonita cuando es imperfecta porque tenemos campo para la mejora“. Hace cuatro meses decidí aventurarme nuevamente entre bolígrafos, apuntes y diapositivas; con un Certificado en Gestión de Marketing y Comunicación, entre los módulos que nos dan, el de “sensibilización al medio ambiente, género e inserción laboral”, es uno de ellos. El profesor que le tocó dictar este conversatorio de diez hora, dijo muchas frases que invitaban a la reflexión, frases que han inspirado el relato que hoy les traigo.

Estar en reciclaje profesional como me gusta llamarle requiere de mucha voluntad, auto-motivación diaria, algunas veces hacerse oídos sordos a ciertos comentarios y fuerza para luchar por nuestros sueños.

Todos tenemos un lugar en el Mundo, solo hay que estar pendiente de las direcciones y encontrarlo“. Actualmente estoy en paro , más no quiere decir que estoy parada, es importante hacer esta diferencia, porque el hecho de estar en paro, no quiere decir que no podamos hacer nada por volver a ejercer nuestra profesión.

Desde una perspectiva positiva, estar en paro nos permite estar atento a las señales, a las direcciones para encontrar nuestro nuevo lugar. “Se puede mirar en perspectiva y cambiar de dimensión” para entrar otra vez en la autopista del Mundo Profesional, tal vez con ciertas modificaciones, con un aire más fresco y renovado gracias a la continua capacitación y adquisición de nuevas herramientas.

Y cuando digo nuevo lugar y cambio de dimensión, es porque no siempre tenemos que ocupar el mismo sitio, “La vida tiene cambios pero esos cambios se deben asumir con ilusión y paciencia“. ¿Cuántas veces hemos sentido miedo al cambio?. Cambio de residencia, cambio de trabajo, cambio de rutina o nuevas personas a nuestro alrededor. Sin darnos cuentas, que le estamos teniendo miedo a “nada” porque realmente no conocemos “eso” a lo que le tememos; y que puede ser que en un futuro próximo sea una gran aventura u oportunidad. “El miedo puede ser dos cosas: el freno o el motor“, ¿Por cuál nos decidimos?, ¿Por el motor o el freno?.

A pesar de nuestros miedos, temores y lo difícil que resulta el cambio, la mejor decisión será convertir el miedo en el motor que nos dé el impulso para alcanzar nuestros sueños, para “hacer escalones y construir escaleras“, escaleras que nos permita ver nuestra vida desde otra perspectiva, desde un ángulo distinto al que siempre la estamos mirando.

Permitiéndonos en alguna oportunidad el fallo, porque no todo tiene que ser perfecto durante el camino, podemos equivocarnos, rectificar y volver a comenzar, teniendo presente este otro consejo importante: “No somos responsables de las dificultades que se nos pueda presentar en el camino, pero sí de como las afrontamos“.

Después de afrontar esas dificultades, meditar en los hechos y evaluar los resultados, si en ese análisis conseguimos errores, aprender de ellos, modificarlos, no juzgarnos y “siempre perdonarnos” .

Es verdad, no podemos mentirnos, alcanzar los sueños es tarea de todo los días, no es fácil, habrán momentos que deseemos parar, salir de la autopista por un rato y transitar por una ruta más tranquila para respirar; y buscar un instante para “dejar descansar las ideas y permitir que la creatividad fluya“.

Al final la vida se trata de eso, de caminar de una manera organizada dentro de lo que se puede, para cumplir sueños y objetivos “valiéndonos de la creatividad para hacer frente a ciertos temas“; saliendo muchas veces de nuestra zona de confort y con la fe de que si lo podremos conseguir. “Lo primero es creerlo“.

Muchos de los que lean este relato de “Motivación, crecimiento, meditación profesional” o como lo quieran etiquetar pensarán: ¡que fácil es dar una opinión sobre cómo actuar de cara a la búsqueda de empleo o alcanzar nuestros sueños! , “podemos ser dueño de nuestras opiniones pero no de los hechos“, ciertamente los “hechos” nos dice que existimos un grupo de profesionales en reciclaje y que ninguna empresa se está beneficiando de nuestros conocimientos, de todas las herramientas y aptitudes que les podemos brindar, pero la opinión que debemos tener siempre a ese hecho, es que si podemos volver a la autopista, podemos otra vez entrar en nuestro vehículo último modelo y surcar el asfalto de la TF-5 o la M-30 en rumbo de nuestro sueño; ¿y cuál es el sueño?, cada uno tendrá el suyo, así que mentalizalo “Busca tu foco, ve a donde quieres llegar” y lucha por cumplirlo; yo también estoy en la misma ruta que tú, por eso sé que no es fácil, pero también creo y estoy convencida de que lo lograremos.

Es curioso que este relato esté inspirado en las frases de este orientador, ya que, nos confesó cerrando ya las horas que sintió un poco de temor cuando le dijeron que tendría que dictar el módulo, la mayoría somos mayores de treinta años, él está por debajo de la edad, inocentemente creía que no tendría mucho que enseñar, que se quedaría corto. debemos dejar de construir techos de cristal sobre nuestra cabeza, debemos dejar al lado prejuicios como: edad, sexo, religión, entre tantos otros, ya que, ninguno determina todo lo brillante que podemos llegar a ser en nuestro desempeño profesional.

Para cumplir nuestros sueños solo debemos “intentarlo con todas nuestra fuerzas“, si te caíste, vive el momento de la caída, reflexiona el por qué pasó, pero luego levántate y sigue caminando, entra en la autopista y que tu único foco y rumbo sea “El cumplimiento de tus sueños” , como te dije estaré yo mirándote desde mi deportivo, trabajando para alcanzar también el mio.

Y como siempre te he dicho, la felicidad es la suma de muchos momentos de alegría en nuestra vida, a esta frase que te doy agrega todas las frases que están entre comillas y negritas, son la causa que hoy escribiera todo lo que escribí.

Muchas gracias Samuel por este conversatorio de 10 horas. !!!!

Hasta próximas líneas…

Un sueño convertido en quimera

PicsArt_05-09-05.04.28

Volar o Caminar? … Volar para alcanzar estrellas que iluminen el camino y dormir mecida en una luna que mengua. Volar para atravesar los mares con la brisa marina de compañera, volar para ver el mundo entero desde la montaña más alta, más Bella.

Volar… volar para sentirse libre del suelo, para adentrarse en los pensamientos y desconectar de los ruidos  de la tierra.

Volar para abanicar las alas, bajo el cálido sol de primavera, sin tiempos ni pretextos que impidan dejar una estela, volar para surcar los cielos, para enamorarse en la  distancia del planeta, de sus formas, sus colores, sus texturas, sus aromas de mar y tierra.

Caminar … Caminar para ir descalzos por el monte y por la arena, para sentir la sal del Mar Caribe y lo frío del Océano, de los ríos y lagunetas. Caminar… para sentir el frescor del césped y la firmeza de las piedras.

Una quiere alas, Otra quiere piernas … Una gran Quimera !!!!

Por qué no cambiamos un día? te doy mis alas, tú me das tus piernas? tú podrás llegar hasta las estrellas, dormir sobre la luna que mengua, mientras el sol se acuesta. Yo podré correr por la playa, sentir en mis pies la arena húmeda y fresca.

Una Quimera tenían dos seres, porque la que camina desea alas y la que vuela desea piernas. Unas nubes que escuchaban el sueño de aquellas dos, del cielo han bajado para hacerlas entrar en razón.

Cada una Dios la hizo con esmerada dedicación, a ninguna le sobra ni le falta nada; y como las hizo perfectas son.

Tú no necesitas alas , a las estrellas y a la luna puedes llegar con tus sueños y tu imaginación, la brisa del mar la puedes sentir, al abrir tus brazos y cerrando los ojos frente a cualquier puesta del sol.

Vuela alto Niña Linda! pero siempre con tu alma y tu corazón, ellos determinarán y guiarán tu camino, te llevarán más allá de donde se oculta el sol.

Tú no necesitas piernas, con tus alas eres veloz, y si te dejas acariciar por la brisa muy cerquita de la tierra, podrás sentir la humedad de la arena, el frescor del césped y la firmeza de las piedras. No hay en el Mundo piernas más rápidas que tus alas; y con ellas puedes recorrer los kilómetros que tú quieras.

Corre rápido y lejos con tus alas bellas !

Sean felices con cada uno de sus dones, con cada una de sus riquezas, una vuela otra camina, allí la verdadera Belleza!

Vuela alto Niña Linda! ,vuela hasta donde las estrellas y pídeles el deseo que tu alma más quiera , que te acompañe tu amiga de alas o te sirva de mensajera, que tú no necesitas alas y ella mucho menos piernas.

 

 

Tiempo después…

Tiempo después,

Cuando ya las frases empezaban a sonar natural y no se esperaba nada.

Cuando se llenaba el vacío del aire hablando del tiempo para lograr continuar una conversación.

Cuando se quería subir nuevamente al cielo y tocar las estrellas.

Cuando quería decir tantas cosas pero su amiga la prudencia no le dejaba.

Cuando logró escribir solo por pasión al arte y no por querer robarle una sonrisa, un pensamiento… Aunque no viera su rostro, solo imaginarlo lo llenaba de ilusión y algarabía.

Cuando creía que la fuerza era mayor que las ganas de verle, de escucharle.

Cuando ya no planeaba su semana para disfrutar de ella cada jueves.

Cuando… Cuando… Cuando… Cuando creía… Es que mejor no debía creer.

Creer que el vicio estaba curado, porque el vicio cuando entra por las venas y llega hasta el alma es muy difícil de curar, controlarlo quizás.

Un vicio, eso era ella para él, un vicio, del que no podía salir, no podía dejar o no quería ni pretendía dejar.

Cuando…cuando…cuando… cuando ella escribe a una hora, un día, que no solía escribir, el sabía que no lo hacía en un estado de normalidad, de igual modo no ignoró sus palabras, no le dió fin a las frases, no interrumpió el hilo de la conversación.

Y sabiendo lo que pasaba, lo que pasaría y lo que no pasaría también, volvió a caer en aquel ciclo. Aquel vicio del que no quiere salir.

Porque no es la primera vez que Aurora aparece para desordenar las ideas de David. No es primera vez que David prefiere partículas de su atención a nada. No es la primera vez que vuelve a desempolvar la lista de reglas internas para solo disfrutar de su presencia.

Disfrutar, sólo disfrutar, como máquina humana con botón de encendido, sin culpas, sin pensamientos, ni remordimientos.

Aurora llegó nuevamente a la vida de David, él sin miedos, sin pensar en nada, permitiendo que todo vuelva a ocurrir, se dejó guiar por las manos de su divino vicio.

Un cuento inspirado en dos personajes que quizás existen quizás no de la historia más sencilla, fresca y bonita que ha existido jamás…

#cartasadestiempo

Puertas, flechas, direcciones, decisiones y sueños

IMG_20180503_182848

Se encontraba caminando por las ramblas de alguna ciudad. En su memoria organizaba una y otra vez: ideas, objetivos, sueños, planes y pensamientos. ¿Cuál era el más importante?, ¿Cuál debía priorizar?. Se recordó de una nota que leyó en alguna de las redes que suele consultar: “Pasión, busca lo que te apasione”.

De pronto su camino se detuvo con la imagen de una puerta: ¿una señal, una invitación,  una premonición, un sueño que quiere ser cumplido, una capitulo que cerrar para que comiencen nuevas etapas?.

Su mente, como si fuera una persona ajena, comenzó a recitar una serie de preguntas:

¿Cuántos planes solemos hacer, para luego no cumplirlos?

¿Cuántos sueños dejamos guardados en el baúl de los artículos extraviados?

¿Cuántas oportunidades rechazamos por miedo a lo desconocido?

¿Cuándo fue la última vez que te sentiste “vivo”, con fuego en el corazón por algo que te apasione?

¿Cuándo decidiste hacer esperar tu pasión para otro momento?

¿Cuándo será el momento indicado?

¿Cuándo comenzaremos?

¿Cuándo pondremos en práctica nuestras ideas?

¿Cuándo… Cuándo… Cuándo… ?

Su mente continuaba en su monólogo interno, apartó la mirada de la puerta y se encontró con una flecha que le indicaba un camino. En voz alta, fuerte y clara le contestó a su mente: Empezamos ya !!!!